leche vegetal

29 jun ¿Qué son las llamadas “leches vegetales”?

 

Algunas personas han dejado de consumir productos lácteos por diversos motivos, como por ejemplo la intolerancia a la lactosa o una forma de vida vegana, y los han sustituido por alimentos de origen vegetal. En la entrada de hoy vamos a hablar sobre las llamadas leches vegetales, unos alimentos que están de rabiosa actualidad por las nuevas regulaciones que hace unos días ha emitido la Unión Europea.

¿Qué es la “leche vegetal”?

La “leche vegetal” se obtiene a partir de avena integral, aceite de girasol sin refinar, sal marina y agua. Este alimento es apto para consumirse en frío o en caliente, además de poderse utilizar para elaborar recetas como cremas o salsas y todo tipo de postres. Solo hay que tener en cuenta que su sabor es distinto al de la leche de origen animal.

¿Son saludables las “leches vegetales”?

La percepción sobre los alimentos que son o no saludables cambia notablemente a lo largo del tiempo, motivados en buena medida por la difusión de mitos que son hábilmente tratados por la industria del sector. De esta forma se entiende que productos como el pescado azul, aceite de oliva, el pan o los derivados lácteos hayan sido puestos en entredicho.

Por este motivo siempre han existido sustitutos de estos alimentos básicos, como por ejemplo las bebidas de avena o de soja que son popularmente llamadas leches vegetales. Sin embargo, como ha anunciado recientemente la UE, estos productos no podrán ser llamados así para evitar malentendidos. Porque las bebidas de avena o de soja, aunque muy saludables, no son lácteos.

La “leche” de avena o soja tiene un alto aporte en vitaminas y proteínas por lo que es muy interesante desde el punto de vista nutricional. No obstante, no es adecuada para sustituir a la leche y otros productos lácteos, ya que carece por ejemplo de los niveles de calcio de ésta. Así que a partir de ahora no podrán llamarse así ni estar colocadas en el mismo lugar que la leche o mantequilla de origen animal en los supermercados.

¿Es mejor tomar leche de origen animal o productos vegetales?

Si no tienes ningún problema moral al respecto, no eres vegano ni intolerante a la lactosa no existen motivos para que no tomes leche de origen animal más allá de tus preferencias personales. Estos productos son esenciales para una dieta equilibrada y destacan por su alto contenido en lípidos, proteínas, hidratos de carbono y vitaminas.

La leche y sus derivados como el queso poseen además una gran cantidad de minerales importantes para nuestro organismo, como calcio, el potasio, el magnesio, el zinc y el fósforo. Por estos motivos son muy recomendables para deportistas, mujeres, niños, adolescentes o personas de la tercera edad, que necesitan especialmente estos aportes energéticos.

Por su parte, las bebidas de avena y soja destacan por su alto contenido en fibra, lo que las hacen perfectas para las personas que quieren cuidar su colesterol, prevenir el estreñimiento y evitar el riesgo de un ataque al corazón. O simplemente para los que buscan un producto más digestivo que la leche.